Se necesita un valor.Formato no válido.
 
 
  Virginia Rodrigues  
Brasil > Virginia Rodrigues
Virginia Rodrigues
Brasil
 
         
   
             
   

Virginia Rodrigues tuvo un comienzo de los que podríamos llamar difíciles. Nació, en 1964, en un barrio pobre de San Salvador de Bahía, en el caluroso nordeste brasileño.

Desde muy joven, Virginia se identificó con lo poco que oyó de canto lírico y sacro, y encontró familiaridad entre su timbre de voz y los cantantes de spirituals. Aprendió a cantar en los coros de las iglesias católicas y protestantes de la ciudad, áunque ella profesa la religión candomblé. Durante su juventud y hasta el comienzo de su carrera profesional, cantó en varios de estos coros.

El director del Teatro Olodum de San Salvador, Márcio Meireles, la escuchó en un coro y la invitó a cantar en el teatro. Bastó un solo ensayo de Virginia en esa sala, que Caetano Veloso presenció, para que él se sintiera cautivado por su voz. Cuando la escuchó por primera vez, ella cantaba en latín. Dijo a propósito de ese momento: "oír ese canto, de una voz celestial que salía del cuerpo rollizo de una negra sólida, me conmovió profundamente". La idea de hacer un disco con Virginia fue de Márcio Meireles, y Caetano le pidió que grabara para su sello, Natasha Records.

Su primer disco se llamó "Sol Negro". En él sobresale una versión muy espontánea del tema "Adeus Batucada" de Sinval Silva; Virginia lo interpreta sin haber conocido la famosa grabación que hizo Carmen Miranda del mismo tema. El disco fue grabado de manera muy modesta, en la sede de Natasha Records.

Allí se improvisó un estudio de grabación, y la voz de la bahiana fue grabada como si ella estuviera en su propia casa, cantando despreocupadamente y sin muchas repeticiones. "El único lujo que nos permitimos fue tener a Djavan, Gilberto Gil y a Milton Nascimento", dijo Caetano.

En 1998 lanza su segundo disco, "Nos", producido por el chelista Jacques Morelembaum. Incluye viejas canciones africanas de carnaval con un nuevo ropaje, con arreglos más cercanos al samba reggae. Este disco responde a un nuevo pedido de Caetano, quien deseaba que la voz de Virginia revelara lo grandioso y profundamente religioso que hay en esos cantos.

Virginia Rodríguez dice ser más conocida en Europa y en Nueva York que en su propia tierra. Las radios brasileñas no emiten su música, que no puede catalogarse precisamente de "comercial". En su propio país es una cantante de World Music. Salvo en Rio de Janeiro y San Pablo donde tiene más conocedores. Allí hay quienes han accedido a su discografía y son admiradores de un estilo que no puede enmarcarse dentro de ningún precedente, en materia de música popular del Brasil.

Virginia ha brindado shows en la Expo 98 de Sevilla, y el New York Times la calificó como "la nueva voz de la música brasilera"; también ha actuado en el Hotel Sheraton de Buenos Aires como parte de sus primeras actuaciones en la Argentina. Hay que creerle a Caetano Veloso cuando afirma que "todos podemos ganar mucho -en sensibilidad, en placer, en cultura- con prestarle atención a ella".

 
     
• País
  Brasil
• Nombre oficial
  República Federativa de Brasil
• Capital
Brasilia
• Continente
  América del Sur
• Idioma
  Portugués
• Otros idiomas
  Español, inglés, lenguas aborígenes
• Moneda
  Real
• Religión
  Católica romana
• Gentilicio
  Brasileño
• Gobierno actual
  Presidente Luiz Inácio Lula da Silva
 
               
 
   
    • Mares profundos, 2003
• Nos, 2000
• Sol Negro, 1997